Mi casa

Mi casa
© Héctor Garrido

sábado, 24 de abril de 2021

DIÁLOGO CON MI SOMBRA

 

Hace algunos años se me ocurrió que debía poner un poco de orden en mis ideas sobre el oficio de escritor. Bueno, eso parece  pedante, pero al menos sí podía indagar dentro de mí y poner a la vista algunos de los mecanismos que utilizo para escribir.
Ingenuamente pensé que podría sistematizar mi experiencia y  exponerla de un modo claro y definitivo.
Puse manos a la obra. Enseguida comprendí que era imposible.  Un escritor no es un ingeniero. No puede sistematizar nada.  Yo funciono básicamente por la intuición. Improviso sobre la marcha. Escribir es un juego. Un laberinto. Una agonía y una fiesta. Un vicio. Un vicio interminable.
Lo que sí podía hacer era dialogar con alguien y profundizar en algunas zonas en las que vivo en perfecta armonía (o al menos coherencia) con mis personajes.
Me senté y en un papel escribí varios temas que podían servirme como brújula y GPS en la conversación.
Son: Los inicios/ Realidad y ficción/ El juego de la escritura/ Centro Habana/ Sexo/ Antihéroes/ El Caribe/ Oralidad/ Irreverencia y obscenidad.
Es decir, nueve temas, nueve áreas, nueve parcelas.
En seguida comprendí que el diálogo sería inevitablemente con el maquiavélico Pedro Juan, mi insoportable alter ego, que apareció junto a mí, como una sombra, desde septiembre de 1994 cuando empecé a escribir unos relatos que después integrarían la Trilogía sucia de La Habana.
Entonces todo fluyó a buen ritmo. Me senté a escribir y descubrí que era una tarea grata porque todo estaba dentro de mí. Todo brotaba incesantemente y yo sólo tenía que disciplinarme para no trabajar en exceso y limitar mi jornada a cinco o seis horas diarias, que es suficiente.
Este libro -Diálogo con mi sombra, sobre el oficio de escritor- lo publicará Anagrama en junio próximo (junio 2021). Antes se ha publicado en Grecia, Italia y Cuba.  Esta edición la he corregido y mejorado un poco más.
Pablo Milanés, cuando lo leyó, me escribió: "No solamente un ensayo sobre literatura, sino un tratado magistral sobre la creación artística". 
Que lo disfruten.

1 comentario:

  1. Saludos, cuidado con el terrible Pedro Juan. Leí casi todo lo que iba saliendo hace 20 años, para mi usted será siempre Pedrito. No sé, hay algo tierno en usted, pero se queda en segundo plano... y ustedes los escritores son inexpugnables, aferrados más que nadie a su posición, a su estereotipo o ideal... Lo cual en general es muy común (aferrarse). Mucho ánimo.

    ResponderEliminar